Escalera principal del Palacio de Linares

Bienvenidos a Casa de América

72157661223353874

Muchos saben cómo es la fachada de nuestra sede, el Palacio de Linares, pero no son tantos quiénes se han adentrado en nuestros salones del siglo XIX para descubrir todas las obras de arte que esconden.

Desde Casa de América queremos dar a conocer el patrimonio del palacio de los Marqueses de Linares, José de Murga y Reolid y Raimunda de Osorio y Ortega, a través de nuestra página web, para mostrar los rincones escondidos.

El salón de baile, la galería de músicos, el tocador de la marquesa, la sala del billar, los invernaderos... Cada una de las estancias será fotografiada y descrita para iniciar un viaje por uno de los edificios madrileños mejor conservados del siglo XIX. Y lo hacemos con motivo de nuestro 25 aniversario. ¿Qué mejor manera de celebrarlo que con todos vosotros?

Su construcción comenzó en 1877 y todas las obras concluyeron en 1900. Los encargados de levantar el palacio, en el que abundan la piedra caliza en el exterior y el mármol en su interior, fueron Carlos Colubí, Adolf Ombrecht y Manuel Aníbal Álvarez. La decoración deja sin habla a muchos de sus visitantes: tapices, cristales, lámparas, bronces, estucados, suelos de madera, mosaicos, alfombras y telas... Frescos de grandes pintores españoles (Francisco Pradilla, Manuel Domínguez-Sánchez y Alejandro Ferrant).

Y toda visita a una casa, incluida la nuestra que también es vuestra, comienza por su acceso. Subid con nosotros estas escaleras creadas por Jerónimo Suñol, admirad su forma, sus elementos decorativos y los frescos que la rodean. Tampoco olvidéis levantar la mirada hacia el techo acristalado y admirad una de las maravillas que os vamos a desvelar...

Esta escalera de tres cuerpos de mármol con balaustrada también de mármol decorada con guirnaldas de frutos que sostienen felinos alados, os da la bienvenida. Permite la entrada a la planta principal y más representativa del palacio, donde se encuentran las estancias más lujosas y que ha sido bautizada como 'Zona noble'. La balaustrada, tallada por el escultor catalán Jerónimo Suñol (1839-1902), asciende hasta los muros de mármol, en los que se encastran doce grandes pinturas realizadas por Manuel Domínguez-Sánchez (1840-1906). 

Comencemos este paseo ascendiendo por sus peldaños gracias a esta galería virtual. Cada fotografía está acompañada de una extensa y exhaustiva descripción artística.

 

 

 

 

dfty

Escalera de tres cuerpos de mármol con balaustrada también de mármol decorada con guirnaldas de frutos que sostienen felinos alados, en el centro caretas y discos decorados con cabezas de leones de bronce (de los que faltan siete). Permite la entrada a la planta principal y más representativa del palacio, donde se encuentran las estancias más lujosas y que ha sido bautizada como 'Zona noble'. La balaustrada, tallada por el escultor catalán Jerónimo Suñol (1839-1902), asciende hasta los muros de mármol, en los que se encastran doce grandes pinturas realizadas por Manuel Domínguez-Sánchez (1840-1906).

dfty

Al pie de la escalinata en la primera planta, una puerta doble de madera y cristal comunica el zaguán con la galería de acceso a la escalera. En el arranque de la balaustrada, dos figuras femeninas sujetan candelabros a modo de antorcha. La decoración, enriquecida con mármoles, jaspes y bronces, aporta majestuosidad a la escalera que comunica con la planta más noble del Palacio de Linares.

dfty

Desde la entrada de la puerta principal se accede a la escalera de mármol, un conjunto escultórico obra de Jerónimo Suñol (1839-1902) que conduce a la planta donde se alojan las estancias más nobles. En el arranque de la balaustrada, dos figuras femeninas sedentes en bronce sostienen candelabros a modo de antorcha.

dfty

En el arranque de la balaustrada de mármol blanco, dos figuras femeninas en bronce reposan a ambos lados. Sentadas en el borde la escalera, las dos esculturas sujetan sobre una de sus manos un candelabro a modo de antorcha.

 

dfty

La balaustrada, que acompaña el ascenso por la escalera principal del Palacio de Linares, está tallada con motivos frutales y guirnaldas en mármol blanco. En el arranque de la misma, una figura femenina sedente en bronce sujeta un candelabro a modo de antorcha.

 

 

 

dfty

Un candelabro de bronce, a modo de antorcha, sirve para aportar parte de la luz a la zona de la escalera principal. Sujeto a la mano de una escultura femenina sedente, también en bronce, está situado en el arranque de la balaustrada.

arte y arquitectura

Sala Juan Bosch

Antiguo despacho del Marqués de Linares con vistas a Cibeles